<$BlogMetaData$>

domingo, abril 29, 2007

Turquía ¿ruido de sables?

Saltan todas las alarmas en Turquía desde que el jueves pasado una facción laicista muy importante del ejército turco hiciera una declaración pública en su página web en la que afirmaba ver los comicios "con preocupación" e indicaba que estaba dispuesto a involucrarse «más abiertamente» en el proceso.

El Ejército teme que si se elige a Gül el palacio presidencial, considerado el último bastión del secularismo, será entregado a una persona que se opone a la exclusión de la religión en el Estado».

Abdulá Gül, actual ministro de Relaciones exteriores de Erdogan, no logró suficientes votos en la primera ronda de elecciones llevadas a cabo en el parlamento días pasados, para sucederle como primer ministro. Los grupos opositores recurrieron la primera ronda electoral alegando que el proceso se inició con la presencia de menos de dos tercios de los diputados en la Cámara, y reclaman una convocatoria de elecciones legislativas anticipadas como única salida a la crisis.

Gül, que es presentado como un islamista "moderado", ha sido condenado por fraude, en referencia a una condena que se le impuso "por utilizar fondos del Banco de Desarrollo turco para financiar gastos personales". El periódico turco 'Milliyet' afirmó que "Gül es conocido por sus objeciones a las decisiones del Consejo de Seguridad Militar de expulsar a los oficiales fundamentalistas del Ejército". Asimismo, a su esposa Hayrünnisa, se le impidió en 1998 el ingreso en la universidad por lucir el 'hiyab' (pañuelo islámico), lo que la condujo a presentar una demanda ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos, demanda que retiró luego de que Gül asumiera como jefe de Gobierno en 2002.

Las leyes turcas prohíben el 'hiyab' en escuelas y universidades estatales, edificios gubernamentales y ceremonias públicas. El actual jefe de Estado, el jurista Ahmet Necdet Sezer, es un firme defensor de esta medida, por lo que nunca ha invitado a la esposa del primer ministro Erdogan a los actos oficiales que tienen lugar en el palacio presidencial de Ankara.

Este sábado, las calles de Estambul se llenaron de miles de ciudadanos turcos, en su mayoría mujeres seculares que exigieron la renuncia del gobierno islamista del primer ministro Erdogan, en medio de un mar de banderas turcas y pancartas con fotografías del presidente fundador de la Turquía laica, Mustafa Kemal "Atatürk", y al grito de "Turquía es secular y lo seguirá siendo" y "Erdogan traidor".

Y mientras ejército y pueblo se unen para luchar contra la islamización de Turquía (próximo candidato a convertirse en miembro de la UE), los gobiernos occidentales se rasgan las vestiduras frente a las declaraciones del ejército, instándolo a respetar la democracia. Pero nada dicen del socio preferente de Zapatero en su "Alianza de las Civilizaciones" y su proceso de islamización del país.

Últimamente se llama democracia a cualquier cosa.

Etiquetas: , , , ,

1 Comments:

At <$BlogCommentDateTime$>, Anonymous razer said...

Si yo fuera militar también me preocuparía que mi país se convirtiera en una república islamica, así que no sé que mejor defender el secularismo del ejercito o el islamismo de los democratas muchas veces se ha dicho que todos los alemanes fueron complices por no objetar contra Hitler y que el ejercito podría haberlo derrocado, entonces que podemos decir de el ejercito de un país que se opone a una dictadura religiosa por mucho que ese poder emane de las urnas el sueño de la demoracia también tiene sus moustruos,quizá sea mejor una Turquía laica y militar, que una Turquía islamizada y tutelada por Arabia Saudi y el Wahabismo.

 

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home


Baby

 

 

AVISO: Este blog no se hace responsable por las opiniones vertidas en el apartado de comentarios. En cumplimiento de la LSSI, cualquier comentario que pueda ser considerado injurioso o difamatorio no será publicado en el momento en que se tenga conocimiento del mismo. El spam queda prohibido.
  

Site Meter